En los últimos años se han implementado diferentes acciones para alcanzar la paridad de género en la industria cinematográfica. El objetivo 50/50 para el 2020 ganó fuerza en el sector cinematográfico internacional, si bien los principales esfuerzos por alcanzar la paridad se concentraron en las mujeres directoras. En esta edición, FEMCINE busca otorgar visibilidad a las mujeres en una de las áreas donde históricamente han visto limitadas sus posibilidades de inserción: la Dirección de Fotografía. De acuerdo al análisis realizado por la Federación Iberoamericana de Academias de Cine (FIACINE) en 2017, las mujeres representaban solo el 7% en el área de dirección de fotografía en los países analizados ( Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, España, México, Paraguay, Portugal y Venezuela). En Chile, el informe Participación de la mujer en la Industria Cinematográfica Nacional, realizado por Catalina Rojas Ugarte junto a Francisca Dávalos Bachelet y Andrea Hurtado Quiñones, daba cuenta que del total de películas financiadas entre 2005 y 2015, las directoras de fotografía representaron solo el 6%. No fue hasta 2018 que Rachel Morrison se convirtió en la primera mujer en ser nominada al Oscar en la categoría de Mejor Dirección de Fotografía en nueve décadas de historia. Es clara la disparidad que existe. Este foco busca exponer el trabajo de directoras de fotografía, a través de películas dirigidas por mujeres.

CENIZA NEGRA
(Sofía Quirós, Costa Rica) DF: Francisca Saéz Agurto
LA BOTERA
(Sabrina Blanco, Argentina) DF: Constanza Sandoval
A RIFLE AND A BAG
(Cristina Hanes, Isabella Rinaldi, Arya Rothe, INDIA) DF Cristina Hanes
ENTIERRO
(Maura Morales Bergmann, Italia/Chile) DF: Maura Morales Bergmann